Día de Publicación: 
Enviar a: 
  .
Compartir en:
  

SOCIEDAD

AL RESCATE DE VIDAS

PHOENIX, ARIZONA.- Dos años rescatando vidas del precipicio de las drogas y el alcohol, hacen de “Volviendo a vivir” una organización de prestigio y digna del respeto de nuestra comunidad, a la que sirve, con sus propios medios, sin contar con ayuda del gobierno, ni de la iniciativa privada.

“Volviendo a Vivir” es un organismo dedicado a apoyar a las personas de habla hispana que llegan a este país en busca de trabajo y oportunidades, pero que, por falta de apoyo, van quedando rezagados hasta caer en las aguas pantanosas de la drogadicción, el alcoholismo y la malvivencia.

Es la mano amiga que está tendida para todos aquellos que vagan perdidos por las calles, el desánimo, la desesperanza y el rechazo social, en lo que puede ser el naufragio de sus propias vidas. “Volviendo a Vivir” brinda ese apoyo tácito y desinteresado para quienes: rehacer sus vidas, regresar a la productividad y a la convivencia social, son caminos vedados.

Este centro de atención gratuita, que surgió de la nada y sólo con el impulso de sus fundadores, se encuentra ubicado en el 3634 al Oeste de la Taylor en Phoenix, Arizona; con teléfono 602-475-7711.

La organización fue fundada hace dos años, con el esfuerzo personal de su líder y director general José Aguilar, durante los cuales han logrado rescatar a cientos de personas que se encontraban perdidas en el desierto de las adicciones, y reincorporarles a la vida productiva.

Aunque su objetivo primario es ayudar a los inmigrantes mexicanos, sus puertas están abiertas para todas aquellas personas de otras nacionalidades que necesiten un apoyo, a condición de que sean hispanos. Durante la celebración del segundo aniversario de “Volviendo a vivir”, el señor Aguilar, comentó que “las personas que estamos al frente, somos adictos en recuperación, se puede decir que ya lo logramos, y queremos ser un apoyo para los demás, al mismo tiempo que trabajamos para sostener el centro”.

Aguilar fue quien rescató hace un par de años a la organización “Naciendo a una nueva vida” cuando estaba a punto de desaparecer, la reestructuró y con sus esfuerzos personales la mantuvo vigente; solventando gastos del orden de tres mil dólares mensuales, con el producto de su trabajo como instalador de pisos.

La organización, poco a poco fue ganando prestigio y creciendo, llegando al punto en que el esfuerzo personal del señor Aguilar fue insuficiente para mantener su ritmo de servicio, y fue entonces que hizo un llamado a otras personas que estaban en franca recuperación, formando un grupo de servidores, quienes ayudan a impartir las psicoterapias y realizan una aportación mensual para el sostenimiento de la oficina. “El proyecto se autofinancía –dijo Aguilar-, sin ayuda de nadie, ni de los gobiernos estatal o federal; son los servidores el pilar que lo sostiene con esfuerzo personal”.

El director general de “Volviendo a vivir” exteriorizó que en ocasiones ha sentido la decepción y la duda, al contemplar la falta de agradecimiento de muchos que allí se han recuperado y rehecho su vida; pero que los pocos que han regresado para ayudar a otros, son el estímulo que los ha mantenido avanzando: “Quienes regresan son los que se van quedando y están en la mesa de los servidores; somos los líderes que estamos al frente”, puntualizó.

Sin embargo, Aguilar, líder fundador de “Volviendo a vivir”, comentó que actualmente la organización cuenta sólo con nueve servidores. En sus dos años de operación, ha logrado ganar el prestigio y reconocimiento internacional, tanto en México como en Estados Unidos; y son un apoyo para todas esas personas perdidas en las adicciones “nosotros estamos –dijo–, para ayudar a quienes vagan en la desesperanza, a salir del hoyo del que piensan que ya no hay escapatoria”. Actualmente, la organización está trabajando para obtener el registro de organismo no lucrativo, que les permita recibir donaciones, para que si en un futuro sus directivos no pueden seguir solventando los costos de operación, sea el propio gobierno quien les ayude con los pagos de renta y servicios. De esta manera, el programa y sus servicios no correrán el riesgo de desaparecer, se consolidarán para seguir ayudando a la comunidad.

Por último, José Aguilar dijo que en los postreros meses, dado el crecimiento de “Volviendo a Vivir” algunas veces se han visto en problemas para poder solventar los gastos, por lo que cada domingo están realizando “car wash” en el cruce de 43 Avenida y McDowell Road, en Phoenix. Al mismo tiempo, organizan rifas entre ellos mismos; “pero siempre, de una forma u otra, Dios nos ayuda”.

Aguilar, en la plática sostenida con Culturadoor durante el festejo del segundo aniversario el pasado diciembre, hizo un exhorto a la comunidad y organismos filantrópicos a acercarse a “Volviendo a vivir” a fin de lograr apoyos mutuos en beneficio de la sociedad en general. Mencionó que están dispuestos a recibir donativos económicos, de material de lectura, de asesorías de teraapia o pláticas motivacionales que influyan a sus integrantes a no sólo a reestablacerse en sociedad sino también a explotar al máximo el potencial creativo y productivo que todo ser humano lleva dentro de sí. Para comunicarse directamente con el Sr. José Aguilar, marque el teléfono: 602-475-7711.

Gran ambiente de convivencia familiar y camaradería se presentó durante la fiesta del segundo aniversario del organismo “Volviendo a Vivir”. El evento se llevó a cabo el pasado diciembre en una iglesia de la ciudad de Phoenix. Fotos: Oscar Cordero/Culturadoor.



1 Comentario a “Dos años de “Volviendo a vivir””

  1. Por: Inaudi en Nov 1, 2015

    Agradezco haber encontrado esta página. Yo necesito ayuda para mi hijo, él está metido en las drogas; sé que no es enfermedad pero sí se le hizo adicción. Por favor ayúdenme…

    Inaudi
    Inaudivargas@gemail.com

comenta

Deje un Comentario

Escriba el texto de la imagen

 

Derechos Reservados. Copyright 2010
- Número de Visitas desde 22 de agosto de 2010: 1,859,285
- Últimas 24 horas: 6